[Viaje a China 2010]

2do VIAJE A CHINA: SEPTIEMBRE DE 2010
Por el Sifu Martín Ugarte

Este 2do viaje mío fue planeado con más de un año de anticipación. El motivo principal es que en esta oportunidad, el viaje sería con 9 alumnos avanzados del Núcleo.

 

Luego de 36 horas de vuelo y 3 escalas, nuestra primera parada fue la capital de China: Beijing.
Ahí visitamos la plaza Tian An Men, la Ciudad Prohibida, el mausoleo donde está el cuerpo de Mao Ze Dong, el Palacio de Verano, la Gran Muralla China(otro sector distinto al que había visitado en 2007), el Templo del Cielo, la calle Wang Fu Jing donde algunos comieron manjares exóticos, el Lama Temple e incluso una noche fuimos a cenar al Hard Rock Café de Beijing!
También caminamos por los hutongs, tanto de noche como de día para apreciar las 2 “versiones”, y una mañana bien temprano fuimos a practicar tai chi al parque Bei Hai, donde vimos practicantes de taijiquan, gente haciendo formas de sable, abanico, espada, gente cantando, tocando flauta, pintando, etc.

Luego de casi una semana en Beijing, fuimos en tren a la ciudad de Taian. Allí visitamos la montaña de Taishan, una de las 5 montañas sagradas de China. Esta vez, a diferencia de mi visita anterior, la pude ver sin nieve y con un calor todavía soportable, con vistas maravillosas y la eterna bruma china asentada en las cumbres lo que le daba a todo el lugar un velo místico. A esta montaña venía el emperador a rezar y pedir a los cielos. En esas épocas imperiales escribían las plegarias sobre las rocas peladas de la montaña. Allí dejamos como recuerdo un candado con las inscripciones de nuestro Núcleo Wugong!

Jining

Luego de 2 horas en micro, llegamos a la ciudad de Jining, en la provincia de Shandong. A esta ciudad claramente vinimos a entrenar el wen sheng quan, un estilo interno muy particular e interesante.
Jining es una ciudad que está creciendo a pasos agigantados, como toda China. Se ven construcciones de edificios, nuevas calles, incluso tiran cuadras enteras para abrir centros comerciales, plazas, etc. La veo bastante distinta que hace 3 años y medio, y en franco crecimiento.
Al llegar en tren desde la ciudad de Taian, llamé a mi amigo Jiao, alumno y amigo personal del Maestro Wang An Lin. Rápidamente vino a buscarnos a la estación, nos subió en varios taxis y llegamos a nuestro hotel. Ahí nos esperaban 3 alumnos antiguos del maestro. Por mi parte, viajé en el auto de Jiao junto a Pablo Affif, y le pregunté por el maestro, a lo que me contestó que estaba en USA. Pensé que había entendido mal y lo dejé pasar. Ya instalados en el hotel, en mi cuarto tuve una reunión con Jiao, y 2 profesores. Me comunicaron que el maestro Wang había salido hace 2 días a USA para arbitrar un torneo y luego enseñar a su alumno allá. Imaginen mi cara…mezcla de sorpresa con tristeza, más que nada porque quería que mis alumnos conozcan al gran Maestro. Pasado el primer impacto, y al decirme que los 2 profesores habían quedado a cargo de nuestro entrenamiento, pensé en frío y decidí que nos quedaríamos en Jining. Mi decisión se basó en que yo conocía a ambos alumnos del maestro Wang, sus “manos derechas”, muy buenos practicantes, incluso ellos ayudaban al Maestro en la enseñanza en mi anterior viaje. Por otro lado, tanto mis alumnos como yo, teníamos enormes ganas de comenzar a entrenar, estábamos con abstinencia de kung fu!!!


Al día siguiente, al ser domingo, fuimos a recorrer la ciudad de Qufu, la ciudad natal de Confucio, el gran pensador y educador de China. Nos acompañaron Liu, Zhang, Jiao, Wang Yi ( hijo del Maestro Wang), y el hijo de Liu. Visitamos el templo, el instituto de investigación, la casa y la tumba de Confucio, además de conseguir milanesas con papas fritas en un hostel. Increíble!!
Al día siguiente, comenzamos nuestra práctica en el parque frente al hotel, un lugar muy agradable. Nos dieron la bienvenida con aplausos apenas llegamos, y saludamos a todos los alumnos y profesores. Hubo exhibiciones, me tocó pasar a mí y otros alumnos de wen sheng quan y taijiquan. Seguido a eso, el profesor Liu empezó con la primera línea de la forma a mis alumnos, y yo empecé a corregir lo aprendido en mi viaje anterior junto a Zhang.
El entrenamiento semanal consistía básicamente en entrada en calor, patadas, caminatas, caminatas en parejas, aplicaciones, formas. Algunos días vimos trabajo de palancas y técnicas de lances, hsuay jiao, y al terminar cada clase nos quedábamos informalmente repasando y haciendo aplicaciones de las formas.
Todos los días entrenamos 2 hs y media a la mañana y casi 3 horas por la tarde, y la verdad que el grupo se bancó estoicamente el duro entrenamiento, incluso el calor era terrible y las botellas de agua fría desfilaban por el parque…al terminar cada clase recolectábamos las botellitas y nos íbamos a descansar al hotel, previo mate en el lobby…


Todos los días a la mañana antes de empezar la clase, había exhibiciones de alumnos de Wang, y pasaban alumnos del Núcleo, así que mostramos distintas formas de shaolin norteño, yi lu mai fu de chang quan, lo hap, tigre y grulla, 5 animales de hung gar, sable de choy li fat y de shaolin, wen sheng quan, etc.
Los chicos terminaron la di yi lu y di er lu, y por mi parte gracias a las clases particulares del profesor Zhang, pude seguir con el programa de manos vacías, y aprendí una muy bonita forma de jian, larga y difícil…Zhang además de ser un excelente practicante de wen sheng quan, y gran profesor, es una persona que no se ha guardado nada en la enseñanza, lo que habla de su enorme generosidad para corregirme cada detalle de las formas, aplicaciones, palancas, etc. Liu hizo lo propio con mis alumnos, la verdad es que todos quedamos más que contentos y felices por la semana de entrenamiento en Jining, la decisión de quedarnos sin dudas fue la acertada!!! 
La última noche invitamos a los alumnos a cenar, vinieron 10 alumnos, entre ellos Zhang, Liu, Jiao, Wang Yi (el hijo del Maestro Wang An Lin), un maestro de Taijiquan, y otros alumnos antiguos de Wang. Brindamos y nos comprometimos a seguir practicando este maravilloso estilo y regresar pronto!


Al día siguiente, antes de partir para Luoyang, a la mañana en el lobby del hotel, nos entregaron los certificados de la semana de práctica de wen sheng quan, sacamos decenas de fotos, y nos despedimos de algunos alumnos, ya que a la tarde, Jiao, Zhang y Liu nos llevaron a la estación de trenes, incluso nos acompañaron al andén hasta subirnos al coche!! Unos fenómenos!

La experiencia de entrenar con estos 2 grandes profesores, la paciencia infinita y generosidad, hizo que la despedida fuera emotiva…en mi caso, volvería al mes siguiente a seguir capacitándome y compartir con mis amigos de Jining más días de práctica y gratos momentos…

 

Luoyang: Templo Shaolin y Villa de Chen Jia Gou

Desde Luoyang el primer día fuimos a conocer la Villa de Chen Jia Gou, según algunos historiadores, cuna del taijiquan. Recorrimos esta aldea  pintoresca, y nos encontramos con un profesor de tai chi de casualidad que estaba practicando unos días allí. Éste nos llevó a conocer la casa del legendario Yang Lu Chan, donde pude recorrer la casa donde éste vivía y entrenaba. Posteriormente, nos llevó a conocer la escuela del maestro Chen Bing, uno de los discípulos del mejor exponente de taijiquan, estilo chen, el gran maestro Chen Xiao Wang. Ahí vimos durante una hora cómo se entrena y charlé amablemente unos minutos con el director de la escuela.


Al día siguiente, nos tocaba un día soñado para cualquier practicante de kung fu: conocer el templo Shaolin. En mi caso, era la 3ra vez que lo visitaba, y sin embargo, fui con las mismas ganas que las 2 primeras, esta vez, acompañado por mis queridos alumnos. Pasamos todo el día allí, caminando, sacando fotos y filmando mucho, paseando por el Bosque de las Pagodas que  es el cementerio de los abades y monjes destacados de su historia. A lo lejos se puede ver la cueva donde se decía meditó durante 9 años Bodidharma, en la montaña de Songshan.
En los patios del templo, todos los practicantes de Shaolin Norteño del núcleo realizaron juntos el primer ejercicio de la escuela y la forma lim po, ante la mirada asombrada de los locales, los practicantes de hung gar del grupo (Pablo y Julián) homenajearon al templo con la forma chinsao y cada uno de los que tuvo ganas se sacó el gusto de hacer formas en el mismo lugar de origen del arte que amamos.

También vimos la exhibición de los monjes Shaolin, y luego Mariano fue a competir en el escenario junto a otras 2 personas, y ganó el concurso donde había que imitar los movimientos de formas que realizaban los monjes, así que dejó bien parado a la delegación del Núcleo Wugong!

 

Nos fuimos del templo con alegría y añorando volver a visitarlo! Nuestra próxima parada sería Xian!

 

 

 

Xian

Luego de 6 horas de viaje en tren , arribamos a la ciudad de Xian, la ciudad con más turistas extranjeros que vi hasta ahora en China (luego también en Yangshuo encontré cientos de turistas, sobretodo europeos). Aquí recorrimos el centro, subimos a la Drum Tower, y en el día del cumpleaños de Marcelo, visitamos el complejo donde están los soldados de Terracota. Este lugar es impactante, hay más de 7000 soldados, todos distintos entre sí, y aún siguen excavando y restaurando los que descubren.
Esa misma tarde fuimos a la muralla de Xian, y alquilamos unas bicicletas para recorrer esos 14 km hasta que se hizo de noche. La puesta del sol desde la muralla fue un momento impagable, realmente Xian es una ciudad que me gustó mucho y  me hubiera quedado unos días más para seguir disfrutando, pero lamentablemente, no había más tiempo, y la próxima parada sería Foshan.

 

Foshan/ Guangzhou

Para aprovechar al máximo el tiempo, nos tomamos un avión desde Xian a Guangzhou, y luego de poco más de 2 hs de vuelo, llegamos a Guangzhou, y de ahí en micro hasta Foshan. Esa tarde recorrimos sus callecitas y nos fuimos a dormir temprano, al día siguiente nos esperaba nuestro primer día de entrenamiento con el Gran Maestro Lai Han Liang,(sifu de shaolin norteño, choy li fat, hsuay jiao y taijiquan).
El maestro el primer día nos invitó a tomar el té a su propia casa, tal cual mi viaje anterior...nos dio de comer unas tortitas…estaba de muy buen humor...nos mostró fotos, espadas, etc…antes de partir a entrenar, ahí mismo le dimos un sobre rojo c/u. Nos tomamos un colectivo y fuimos a entrenar a un lugar que parece de película! Era adentro de un templo de más de 300 años. Ahí nos dio la manera de estirar y enseñó toda la gimnasia previa a una clase, las patadas, los golpes de puño, etc. hasta que se hizo de noche, lo cual le dio a la práctica una especie de mística que no esperábamos!

Al día siguiente, nos dio más ejercicios, y a las chicas les empezó espada de dragón.
A nosotros los varones nos empezó con 4 ejercicios de palo largo, aplicaciones, trabajo en parejas. Terminada la clase nos invitó a cenar con 2 alumnos más, comimos muy rico y nos divertimos mucho!

Al día siguiente, las chicas siguieron con la forma, y nosotros empezamos con la forma de palo largo, del estilo choy li fat. También le entregué algunos regalos que le llevé, le di un sobre rojo de parte del Sifu Claudio Di Renzo, etc. El maestro está muy bien, pegó re buena onda de entrada con los alumnos, nos reímos mucho y entrenamos muy fuerte.


Tuvimos tiempo algunos para conocer en la ciudad de Foshan (a sólo 20 km de Guangzhou) el Zumiao Temple, un parque donde se encuentra el museo de Yip Man, legendario maestro de Wing Chun, y también una casa-homenaje al mítico Wong Fei Hung, quizás el más famoso maestro del estilo Hung Gar, imagínense la cara tanto de Julián como de Pablo, 2 fanáticos del estilo!!!
Otro día fuimos a otros 2 parques, uno muy bonito con lagos, muy tradicional llamado Liangs Garden, y otro donde se encuentra la Foshan Chin Woo, la cual lamentablemente estaba cerrada y en construcción, parecía que la estaban reparando…entramos igual unos minutos, y nos sacamos algunas fotos!

Siguiendo con Guangzhou, al finalizar la semana de entrenamiento, pudimos terminar la forma de palo, las chicas espada de dragón, y a mí me corrigió detalles de lo aprendido en mi viaje anterior, y detalles de la espada también!! La verdad que la predisposición que tuvo el maestro durante nuestra semana de entrenamiento fue espectacular, incansable enseñando, corrigiendo, puliendo detalles, en fin...lo que ya se sabe del maestro, una persona muy cálida y con unos conocimientos increíbles!

El último día fuimos a cenar todos juntos a un lindo restaurant enfrente del hotel, vinieron también algunos invitados del Maestro, 2 sifus de shaolin norteño y choy li fat, y otros alumnos...la pasamos 10 puntos!! El maestro Lai estaba feliz, brindamos a más no poder...había un compañero de él que habla muy bien inglés, y charlé bastante con él, y me dijo que el maestro está feliz con nuestra estadía y con la manera que nos movimos y entrenamos, y que no paraba de hablar de nosotros con sus amigos, jajjaja todo un acontecimiento y orgullo!

Nos despedimos prometiendo entrenar mucho lo aprendido, agradeciendo y en mi caso, volver al mes siguiente para seguir con mis prácticas!!

 

 

Hong Kong

Nuestra última parada como grupo fue la ciudad de Hong Kong. Aquí recorrimos por supuesto la bahía, subimos al Victoria Peak donde puede apreciarse una vista única de Hong Kong, fuimos a ver al buda más grande del mundo al aire libre que queda en Lantau Island, caminamos de noche por el Paseo de las Estrellas y vimos el juego de luces de los edificios imponentes de la bahía.
También recorrimos algunos mercados de compras, el templo Mon Ma, y un par de bares y restaurantes, ya que la idea era descansar luego de un mes a full recorriendo todo China!!

El viaje del grupo estaba llegando a su fin, y le despedida no podía ser de otro manera: todos muy emocionados y agradecidos por este viaje sin dudas inolvidable para todos!!

 

Por mi parte, continué un mes y medio más recorriendo distintas ciudades, en algunas conociendo, y en otras entrenando nuevamente con los maestros., incluso me di el lujo de estar una semana en Japón, visitando las ciudades de Tokyo y Kyoto!!


Luego ya de regreso en China, estuve en Shanghai(la ciudad más poblada de China, con su bahía y torre tan característica), Hangzhou y sus hermosos lagos, para luego retornar a Jining.

Entrenar wen sheng quan en Jining es una experiencia muy linda para quien les escribe. Nos han tratado todos los alumnos del Maestro Wang An Lin 10 puntos! Hemos aprendido mucho, y no sólo kung fu, sino también un poquito más acerca de la cultura china, sus costumbres, su idioma, la proyección del país, etc etc...

Tanto los maestros Liu como Zhang nos han transmitido las enseñanzas de Wang An Lin de manera pura y directa, dando lo mejor! Son 2 grandes discípulos!
Pude corregir un montón de cosas, pulir decenas de detalles y corregir docenas de errores, tanto de mi viaje anterior en 2007, como lo aprendido el mes pasado, y lo aprendido en estos años en Bs As con mi maestro.

Wang An Lin por intermedio de Zhang y Liu me ha transmitido ejercicios de "neigong xin fa" que sólo ha enseñado a 7 discípulos en China y al Maestro Claudio Di Renzo de Argentina, y me ha honrado en ser el alumno número 9 en empezar a aprenderlos, lo cual me genera una gran satisfacción y al mismo tiempo una gran responsabilidad de entrenarlos debidamente! Wang tiene muchos alumnos fuera de China, y sólo ha enseñado estos ejercicios a 2 argentinos, qué orgullo! Por otro lado, me ha dicho Liu que soy el primer alumno fuera de China del Maestro Wang en aprender la espada de wen sheng quan, otra muestra más que el trabajo que lidera el Sifu Claudio está dando sus frutos! Incluso Zhang me ha puesto 2 días seguidos a dar la clase de espada esta semana a otros alumnos chinos, entre ellos el propio hijo de Wang An Lin, llamado Wang Yi!

En fin, con esto quiero agradecer profundamente a mi maestro por enseñarme este maravilloso estilo y dejar que tanto mis alumnos como yo podamos entrenar en Jining!!

La última noche, los alumnos nos agasajaron con una cena, y al día siguiente a las 5 de la mañana Liu, Zhang y Jiao nos pasaron a buscar y nos llevaron a la terminal de micros para nuestro próximo destino: Guilin.

En Guilin visité el Parque 7 estrellas, hice una excursión por el río Li hasta llegar a la ciudad de Yangshuo, conocí la ciudad de Longji y sus famosas terrazas de arroz hechas hace cientos de años por la mano del hombre.

 

Guangzhou: la última parada

Esta vez con la ayuda de una traductora que me acompañó todos los días, el entrenamiento con el maestro Lai y las charlas que hemos compartido, sin dudas que fueron muy importantes para mi. En cuanto al entrenamiento, el maestro me honró al enseñarme la forma de lanza de Bei Shaolin Quan, además de corregir formas, ver ejercicios puntuales del estilo, caminatas, trabajo de fortalecimiento de garras y palma de hierro, y muchas cosas más. En cuanto a la parte personal, el mismo Maestro me dijo que nos hemos acercado mucho y conocido más, lo cual hace que la relación sea mucho más personal! He aprendido muchas cosas de su vida, de su maestro y padre (Lai Gan Qing), de sus maestros de hsuay jiao, de su etapa de practicante y de docente de educación física, y muchas cosas más de su vida personal. Fue una semana llena y plena para mi!


Luego de despedirme del Maestro, viajé a Hong Kong para descansar un día antes de regresar a mi querido país.

Conclusión

El Núcleo Wugong (Belgrano) trajo 10 alumnos a entrenar wen sheng quan a Jining, y a entrenar bei shaolin y choy li fat con el Maestro Lai Han Liang, algo sin precedentes en nuestra querida escuela, tantos alumnos de un mismo núcleo entrenando wen sheng quan y shaolin norteño en China!! Y dejando una buena imagen con los maestros!! Es mi orgullo personal y aprovecho para agradecerles públicamente a mis queridos alumnos que se comportaron 10 puntos durante las prácticas y respetando a los maestros! Se ha formado un grupo increíble, y eso es fundamental en un viaje tan largo como el que hicimos.

Fueron casi 2 meses y medio increíbles!! Pude aprender muchísimas cosas, no sólo de kung fu, sino de la vida en general!!
Le doy gracias a Dios por haber tenido la posibilidad de viajar a un país como China por 2da vez, con una cultura muy distinta e interesante de ver y conocer!

Y gracias a todos mis queridos alumnos que mandaron siempre ondas positivas para que el viaje resulte un éxito!!

Gracias a mi Maestro Claudio Di Renzo, por apoyarme en este viaje tan largo y ser la inspiración y ejemplo de cómo siempre hay que seguir perfeccionándose y capacitándose!

Por último agradezco a los profesores Martin Imperioso, Miguel Valdora, Martín Lebuchorskyj, Ariel Calo, Mónica Martínez y a todos aquellos que de una u otra manera colaboraron para que el núcleo siga funcionando de la misma manera (o mejor aún) que cuando me toca encabezarlo!!

Ahora hay que seguir por este camino, que sin dudas, es el camino que nos marca nuestro Maestro, el de capacitarnos permanentemente, y el depracticar para que nuestro kung fu y el de nuestros alumnos, sea cada día un poco mejor!!

 


 

Sifu Martín Ugarte
Lai Kung Fu
Director del Núcleo Wugong